La hiperfibrosis secundaria a cualquier procedimiento en los últimos años se ha convertido en un problema psicosocial para la paciente y el àrea tratante, donde se presentan alteraciones funcionales y estéticas.

La hiperfibrosis es un problema para la paciente donde se involucran alteraciones funcionales y estéticas del área con tejido cicatricial, es un tema difícil entender y aceptar la génesis de dicho problema y en Médica Al, manejamos una reparación rápida y satisfactoria del 85 al 90% mejora de la piel. En Médica Al, tenemos más de 500 casos tratados de fibrosis abdominal secundaria a procedimientos estéticos.

Las asimetrías secundarias a un procedimiento estéticos es la acumulación de grasa en determinadas zonas del cuerpo que desarmoniza la figura. Está producida por una mayor concentración de células grasas por unidad de volumen en esas zonas en comparación con el resto del cuerpo.

TÉCNICAS LÁSER

La eliminación de fibrosis abdominal y asimetrías secundarias a procedimientos estéticos, con técnica láser, logramos la eliminación del tejido cicatricial en una sola sesión. Evaluamos la seguridad de la técnica según el índice de complicaciones sufrido, así́ como la evolución en el post-operatorio de los pacientes tratados.

Consiste en la aplicación de la fibra óptica del láser diseñada para destruir el tejido cicatricial que es el responsable de la fibrosis: El láser, mediante un efecto fototérmico, emite calor que es absorbido por el blanco en su caso tejido cicatricial, el calor nos permite eliminar el tejido fibrosos.

A través de una mínima incisión se introduce una fibra óptica de 1 mm de grosor, dúctil y flexible, encargada de la conducción intradérmica de la luz del láser.

VENTAJAS DEL LÁSER PARA ELIMINACIÓN DE FIBROSIS

El efecto coagulante del láser evita los hematomas y reduce el sangrado de forma significativa.
El efecto de contracción de los tejidos tensa la piel y evita la flacidez post-liposucción, dejando la piel tersa y sin deformidades de contorno.
La retracción de piel, es un procedimiento menos traumático, por tanto la recuperación es más rápida.
La incisión practicada, de apenas 1 mm, reduce al mínimo las cicatrices.
La intervención sobre las áreas pequeñas y medianas puede realizarse, en muchos casos, bajo anestesia local .
Mejora del 85 a 90% de la fibrosis abdominal.